Páginas en construcción permanente: una mala imagen corporativa

Publicado en por Bego

Muchas empresas han decidido dar el salto a Internet, pero quizás, se quedaron sólo en el impulso y su página quedó de forma permanente en construcción. ¿Cómo afecta esto a la imagen corporativa de las empresas?

Página en construcción, ¿peor que no tener página?

Gifs animados en páginas web que muestran a un muñeco haciendo una obra o títulos de negro sobre blanco que lo anuncian. Da lo mismo, son formas distintas de anunciar una única situación: páginas en construcción.

A pesar de que tuvieron el dominio comprado y quizás pagan un alojamiento anual, son muchas las empresas que hacen el intento de estar presentes en Internet pero que acaban abandonando antes de tiempo. La falta de recursos económicos y de conocimientos que permitan desarrollar una web por ellas mismas, es en muchas ocasiones el motivo, siempre cuando el verdadero no hace referencia a dejadez o a dejarlo para otro momento (la excusa más típica suele ser "para cuando baje un poco el volumen de trabajo").

Pero lo cierto es que, si en la primera visita que hace el usuario se encuentra con la página en construcción, habrá cierta decepción pero puede ser comprensible en el caso de los usuarios más compasivos.

Sin embargo, cuando van dos o tres veces que el usuario accede porque busca una información específica y no encuentra absolutamente nada más que el anuncio de página en construcción, la imagen de la empresa decae para este usuario y considerará la empresa con algunas connotaciones negativas, como por ejemplo: poco desarrollo tecnológico, falta de recursos económicos y humanos, pocas ansias de mejora y de innovación, etc. Sin duda, valores que no benefician para nada a la empresa.

Soluciones económicas, casi gratuitas

Afortunadamente, para quienes pongan la excusa de los recursos humanos y económicos, existen opciones muy económicas que permiten que cualquier empresa pueda tener su web. A continuación, algunas opciones sin coste o coste muy bajo.

  • Wordpress: es en formato blog, lo que permite que la página tenga un buen posicionamiento. Se puede implementar una plantilla profesional que se descarga desde Internet a un coste muy económico o gratuitas (ej. BlogAndWeb.com, CosasSencillas.com, PuntoGeek.com o CSSBlog.es).
  • 1and1.es: es una plataforma que ofrece webs prediseñadas pero totalmente personalizables y que se adapta tanto a tiendas de comercio electrónico como páginas corporativas. Tiene un coste mensual bajo que incluye alojamiento, la página y el dominio.
  • Myegoo.com: tiendas y páginas corporativas sencillas por 29 euros al año (precio constatado en agosto de 2011),

Existen muchas opciones del estilo, por lo que a partir de ahora, ya no hay excusa para tener una página en construcción.

construccion, web, mantenimiento

Etiquetado en Marketing

Comentar este post